Conoce “El juicio de Viviane Amsalem”

Por Edgar Maceda

gett-the-trial-of-viviane-amsalem Precedida por Tomar Esposa (Prendre Femme 2004) y 7 días (Shiva), “El juicio de Viviane Amsalem” nos muestra la tercera parte de este relato matimonial. Escrito y digirido por Ronit Elkabetz junto con su hermano Shlomi Elkabetz nos muestran una historia sobre la situación de la mujer en Israel.

Para entender un poco más la historia conviene comprender el contexto; en Israel el matrimonio está subordinado a las leyes rabínicas en donde el marido es quien tiene la última palabra sobre el divorcio ni siquiera los jueces (quienes son Rabinos Ortodoxos) pueden forzarle. Con esta pequeña aclaración parece se cuenta la película, pero la realidad también se muestra (Las mujeres judías atrapadas en matrimonios fracasados. Chernosky, Erica, Portal de Noticias BBC, 18/03/2014).

Viviane (Ronit Elkabetz) una mujer que tras muchos años de vivir en un matrimonio infeliz y después de dejar a su esposo decide demandarle para que le otorgue el divorcio. El marido Elisha (Simon Abkarian), un hombre devoto quien a primera vista parece el espeso ideal, se niega rotundamente a alejarse de su mujer. Después de tres años de no vivir juntos se reencuentran en la sala judicial en donde comienza un largo proceso, para nosotros pasan dos horas pero cada que vemos aparecer “Dos meses después”, “Dos semanas después”, “Tres meses después” nos vemos de alguna forma desesperados de que termine, vemos en las actuaciones de Ronit Elkabetz el fastidio que le es verse frente a 3 rabinos y unas leyes para quienes su individualidad está sujeta a la voluntad de su marido.

En la sala ocurren todo tipo de situaciones, desde pequeños cruces de mirada entre la pareja, acusaciones para ambos maridos, testigos que se contradicen u otros que se nos muestran como las diversas aristas de la mujer en Israel. Podemos ver como el feminismo se hace presente, que el papel de la mujer en esa sociedad busca ser dignificado y que en algunas ocasiones las propias leyes hacen de las situaciones más cotidianas procesos absurdos casi interminables.

Este filme nos presenta aspectos culturales, alejados geográficamente de nuestra forma de vida y en ocasiones difíciles de comprender, pero que sin lugar a dudas nos hacen reflexionar sobre lo que sucede en otras partes del mundo. Nuestra labor es disfrutar de la película, juzgar queda fuera de nuestras manos.

También te podría gustar...