“Los adioses”, poética biopic de Rosario Castellanos

Por Arturo Brum

P1190490 Los adioses es una biopic de Rosario Castellanos, quien fuera una de las escritoras mexicanas más sobresalientes del siglo XX; se enfoca en el conflicto amoroso que tuvo con su esposo el filosofo Ricardo Guerra, quien envidiaba el éxito de su pareja.

“Quiero ser madre, profesora y escritora”, le grita Rosario Castellanos a su esposo Ricardo Guerra, ya que este quiere obligarla a que deje su trabajo para que ella se dedique a cuidar al hijo de los dos.

Esa es la esencia de la cinta Los adioses una biopic de quien fuera una de las más importantes escritoras mexicanas del siglo XX; además de ser una de las primeras voces del movimiento feminista en México.

Dirigida por Natalia Beristáin, es una cinta que se sale de los convencionalismos de las biopics, y nos presenta una obra novedosa, metafórica y poética; ya que no quiere abordar toda la vida de Rosario Castellanos, se enfoca en una parte fundamental de ella: el amor que tenía y las vicisitudes que pasó con quien fuera su esposo el filosofo Ricardo Guerra.

Te puede interesar:   "Verónica Mars" tendrá un nuevo caso por resolver

Con sólo abordar ese tema la directora logra mostrarnos a una Rosario fuerte, independiente, soñadora y con la certeza de que lo único que quería en esta vida era escribir, y lo logró y de una manera brillante (que sirva esta película para que repasemos y leamos las obras de esta gran escritora).

Los adioses pone el conflicto de una Rosario que no sabe si seguir sus ideales o la pasión que siente por Ricardo (¿la profesión o el amor?), y esto lo cuenta a través de dos distintas etapas de la vida de la escritora; una, cuando era estudiante, aquí la interpretación de Rosario la realiza Tessa Ia, y conoce a un joven Ricardo Guerra, papel que protagoniza Pedro de Tavira.

En esta parte de la cinta vemos cómo se conocen, cómo él la seduce y ella se enamora; sin embargo, Rosario decide aceptar una beca en España y él no la espera, al contrario se casa con otra.

Te puede interesar:   Vota por este Presidente

Ya siendo una escritora respetada, ahora el papel de Rosario lo hace, y de una manera brillante, Karina Gidi (ganó el Ariel a Mejor Actriz por este trabajo), Ricardo (protagonizado por Daniel Giménez Cacho) regresa a su vida, le pide perdón y ella acepta y se casan.

La cinta no es lineal, va combinando cada etapa y así va construyendo el arco argumental de los dos protagonistas; poco a poco vemos el machismo y la envidia por parte de Ricardo, y a una Rosario cada vez más decidida a no aceptar que le quiten sus ideales sólo por ser mujer.

De esta forma, Los adioses es una obra clara en sus intenciones, mostrarnos la naturaleza de una escritora que vivió el machismo dentro de su casa, que sufrió la envidia de quien aseguraba que la amaba.

Te puede interesar:   Celebra Navidad con "El expreso polar, musicalizado en vivo"

Así, de repente la cinta nos enseña a una Rosario Castellanos fumando, recargada en una pared, segura de sí misma; el filme navega con escenas metafóricas que por momentos nos muestra a un personaje que está a punto de rendirse y en otros pelea por no caerse.

El filme, también, busca la reflexión del espectador acerca del machismo que existe aún en nuestro país y lo hace con imágenes bien realizadas acompañadas de algunos de los textos más significativos de Castellanos.

Los adioses, escrita por Javier Peñalosa y María Renée Prudencio, es una biopic agradable, que si bien se calla muchas cosas acerca de la vida de Rosario (no hay que olvidar que es una ficción), dice lo esencial para comprender la mente de una de las mujeres más brillantes de México.

También te podría gustar...