“Rapsodia Bohemia”: Un emotivo homenaje a Queen

Por Iván Quecha Queen

NlWUimXO4_930x525__1 Si creciste escuchando a Queen, te gustará esta película. Si creciste viendo a Queen a través de los medios, esta película te va a gustar tal vez sólo un poco. O tal vez nada.

Es una producción hecha a modo de homenaje, por lo que vemos a Freddy Mercury descafeinado; pero no te confundas, Rami Malek, quien lo personifica, hace un gran trabajo al encarnar al cantante legendario. Sin embargo, en la construcción discursiva no vemos la locura de Mercury que se conoció por muchos años: su vida sexual desenfrenada, su abuso de drogas y su mal carácter con la banda apenas y se tocan en la trama.

Esto lo comprendes al mirar a los productores: Brian May, guitarrista; Roger Taylor, baterista de Queen. Y el súper fan de Mercury, Robert De Niro. Se trata de una película hecha por sus mejores amigos, entonces no tiene la intención de mostrar una verdad descarnada, sino los buenos recuerdos de sus compañeros musicales.

Y eso no está mal. La película en sí no es una biopic de Freddy, sino de Queen, pues comienza cuando se juntan para tocar. Su ascenso meteórico, sus problemas de identidad y su estilo inconfundible son retratados de forma más seria. Pero a la hora de mostrar el verdadero y complejo rostro mediático de Mercury la película se queda chata. No vayas con la intención de ver un documental, te va a decepcionar en ese caso.

Por otra parte, en la parte musical se hace un trabajo muy diferente: a profundidad, con anécdotas divertidas y destacando muy bien cada uno de los actores. Finalmente, incluye 20 minutos de la ahora mítica presentación de Queen en Wembley, en uno de los conciertos más visto hasta ahora en YouTube. Búscalo.

En suma, se trata de una obra que está diseñado para fans, pero no de los enérgicos que buscan la verdad, sino de los que quieren ir a recordar del lado amable de sus memorias cada una de las canciones de esta banda. Y qué bueno, que se siga escuchando esta música por muchos años más.

También te podría gustar...