Sergio Pérez va por sus primeros puntos a Bahréin

El último fin de semana se marzo se lleva a cabo la segunda ronda puntuable del Campeonato del Mundo de Fórmula Uno y ahí el mexicano Sergio Pérez Mendoza buscará llevar su SportPesa Racing Point #11 y sello Claro-Telmex-Telcel-Infinitum a la zona de los puntos del denominado Gran Premio de Bahréin.

Luego de un GP de Australia del que se despidió sin marcar unidades para su cuenta personal y la de su equipo, ahora el originario de Jalisco, México, apunta sus baterías al trazado de Sakhir, donde por cierto logró su cuarta visita al podio en su historial F1, cuando el seis de abril del 2014 concluyó el GP de Bahréin en tercer lugar con Force India.

Pérez, quien reconoció que en el circuito Albert Park “subestimamos el agarre en la arrancada y nos salió mal”, se muestra no obstante positivo y no ha dudado en decir que “viene un gran año” y “ya con ganas de que llegue pronto Bahréin”.

El Gran Premio de Bahréin se corre en el Circuito Internacional de Bahréin de 5.412 kilómetros de longitud y está pactado a 57 vueltas, es decir, a una distancia total de 308.238 kilómetros. Por supuesto el SportPesa Racing Point lleva algunas mejoras a este GP, pero sobre todo esperan sacar el máximo provecho al paquete aerodinámico que presentaron en Melbourne.

Checo Pérez:

“Estoy muy motivado para volver a competir en Bahréin. Perder puntos en Melbourne fue decepcionante para mí, especialmente después del gran trabajo que hicimos en la clasificación, pero siempre digo que no es cómo empiezas la temporada, sino cómo la terminas. Es un año largo y hay veinte oportunidades más para obtener buenos puntos.

“Creo que la mayoría de los conductores disfrutan del circuito de Bahréin. El diseño permite una gran cantidad de duelos lado a lado y puedes encontrar algunos lugares buenos para adelantar. La parte que más disfruto es el sector uno: es un buen diseño y si pierdes una posición en la primera curva, puedes contraatacar de inmediato en las siguientes tres. He tenido grandes batallas allí a lo largo de los años y estuve en el podio en 2014, que fue un momento especial en mi carrera.

“No espero una carrera fácil. La pista es muy técnica y la combinación de curvas lentas y rápidas la hace bastante desafiante. Las frenadas pueden ser difíciles y encontrar los puntos de frenado es un desafío. Hay algunas paradas realmente grandes, especialmente en la primera vuelta. Algunos de sus marcadores cambian a lo largo del fin de semana en la medida que se practica bajo el sol y se corre de noche.

“El fin de semana será otra pelea cerrada a mitad de la parrilla, pero creo que los puntos son alcanzables. Va a ser interesante ver cuántos adelantamientos ocurren en la carrera, porque no fue fácil en Melbourne “.

También te podría gustar...