Atérrate con “Brightburn: Hijo de la Oscuridad”

Por Israel Bernardo Moreno

Dirigida por David Yaroevsky y producida por James Gunn, este viernes llega a las salas de cine, Brightburn: Hijo de la Oscuridad, cinta que toma el concepto de uno de los superhéroes más icónicos de la historia, Superman, y le da un giro interesante. Brandon, el protagonista, cae del cielo y termina siendo adoptado por una pareja de granjeros como son los Breyer, sin embargo, poco a poco, no sólo va descubriendo sus poderes, sino que además los empieza a utilizar para propósitos malignos, al punto de que no tendrá piedad ni con su propia familia.

Como ya dije antes, es casi el mismo origen que se le da a Kal-El, por lo tanto la primera parte de la historia va rápida, dando por hecho de que ya lo conocemos, y no se da el tiempo de desarrollar a nuestros protagonistas, principalmente, Brandon.

No sólo no se muestran sus motivaciones, sino que de un momento a otro cambia de parecer cuando descubre de dónde viene, sin dar explicaciones. En cambio, se le da un perfecto desarrollo a su alter-ego, denominado Brightburn, llamado así como el pueblo donde vive, ubicado en Kansas, y es una clara referencia a Michael Myers, otorgando también un buen atuendo que genera temor de quien se le cruce en su camino, y mostrando escenas que si bien no son muy gráficas, sí logran que uno salte de su asiento,

Los efectos especiales son buenos, tomando en cuenta que es una película de bajo presupuesto, pero regresando al punto anterior, no dando desarrollo a los padres de Brandon, interpretados por Elizabeth Banks y David Denman, no aprovecharon sus talentos para dar más, concluyendo con finales predecibles, pero no por eso dejan de ser interesantes.

Es una buena propuesta para ver este fin de semana. En esta época en la que el cine de superhéroes está en su apogeo, pudo haber llegado hace un par de años, porque se siente que esto ya se ha visto antes.

También te podría gustar...