“Indian Horse: Espíritu Indomable”, cinta que devela el racismo en Canadá

Intensa de principio a fin es la cinta, Indian Horse: Espíritu Indomable, en torno a la trágica vida de Saul Indian Horse, un nativo americano, originario de Canadá, quien en la década de los cincuenta, siendo niño, es separado de su gente por un sistema de gobierno que pretendía convertir al catolicismo a miles de descendientes de los pueblos originarios de esa región.

Así, el propio Saul narra su historia, desde su reclusión en una escuela religiosa hasta su decadencia como ser humano. Sin embargo, entre una etapa y otra, este joven defenderá su legado a pesar de los deseos de las autoridades canadienses, sumamente radicales en el intento de conversión, que nada le pide a otros genocidios (entre los cincuenta y setenta murieron más de seis mil menores de origen indio en dichas instituciones sin que nadie dijera nada).

Este resistente muchacho hallará cierto consuelo jugando hockey sobre hielo, convirtiéndose en un fenómeno, que llevó a su equipo colegial a salir de la liga de nativos americanos para enfrentarse a escuadras de blancos. Sin embargo, el brutal racismo de este país que se precia de ser casi perfecto, cercenó la carrera de Indian Horse rumbo a la NHL.

Devastado, sin rumbo y sin nadie que lo protegiera, Saul cae en el alcoholismo, viviendo de sus viejas glorias y resguardando un brutal secreto que básicamente cambió su existencia para siempre.

El filme, dirigido por Stephen S. Campanelli, es un reclamo al gobierno de la nación de la hoja de maple para que no se deje la investigación de estas atrocidades.

Destaca sobremanera como un documento deportivo, ya que pone en pantalla el hockey underground de los sesenta a los setenta en Canadá, recreando dónde y cómo se jugaba. Imperdible.

También te podría gustar...