Salamanca, un destino mágico

Fundada en el siglo XVII por el Virrey Gaspar Zúñiga y Acevedo, la entonces llamada Villa de Salamanca fue creada a consecuencia del crecimiento de la población virreinal, su nombre le fue otorgado en honor del mismo virrey que la fundó, ya que era originario de la ciudad española del mismo nombre. Salamanca está ubicada en la región central del Estado de Guanajuato, entre Irapuato y Celaya, actualmente es una de las principales ciudades del corredor industrial del Bajío y cuenta con diversos atractivos turísticos, que hacen de ella un destino ideal para visitar y disfrutar de la amplia riqueza natural, gastronómica, de aventura y a la vez mística que ofrece el Estado de Guanajuato.

Salamanca es un vivo retrato de la herencia colonial del Bajío mexicano, en su centro histórico puedes encontrar al menos tres iglesias que relatan la historia del lugar, así como una gran cantidad de casonas, cantinas tradicionales y haciendas. A su vez, en las periferias de la ciudad se pueden encontrar atractivos paisajes naturales que muestran la parte verde de Salamanca.

Por otra parte, Salamanca ofrece un espacio para el turismo empresarial debido a que cuenta con plantas automotrices y la refinería Ing. Antonio M. Amor de Pemex, que se puede apreciar desde casi cualquier punto de la ciudad. Así mismo, comienza a impulsarse el turismo de bodas debido sobre todo a las haciendas que decoran los alrededores.

¿Qué hacer un fin de semana en Salamanca?

Si te gustan los recorridos al aire libre y te interesa conocer la gastronomía del lugar, no cabe duda que debes visitar Valtierrilla y su famoso circuito del nopal. Valtierrilla es mejor conocida como la capital mundial del nopal, sobre todo, por el característico sabor que tiene el nopal de este lugar, algunos señalan que el delicioso sabor y la excelente calidad de este producto se debe a las propiedades de la tierra.

El circuito del nopal ofrece diversas atracciones como la elaboración de pan, nieve, mermelada, jabón, crema, entre otros productos derivados del nopal, incluso puedes preparar una penca rellena, que como su nombre lo dice consiste en rellenar una gran penca de nopal con diferentes ingredientes como pollo o carne. Hay que señalar que la gran parte de productos que se ofrecen en valtierrilla son elaborados de manera artesanal.

Si bien, lo tuyo es el turismo colonial, el centro de Salamanca tiene muchas opciones para ti, una de ellas es visitar el templo de San Agustín, el Templo del Señor del Hospital y la Parroquia Antigua. En el primero encontraras retablos cubiertos de oro que datan del siglo XVII y son una clara muestra de la herencia colonial de este lugar, en el Señor del Hospital, fundado por Vasco de Quiroga, encontrarás al popular Cristo Negro y por su parte, la Parroquia Antigua es una iglesia con notables influencias del barroco español.

En cuanto a la gastronomía, en el centro histórico de Salamanca puedes encontrar la tradicional nieve de pasta, cuyo sabor indefinido se produce de una mezcla de diversos ingredientes entre los que se encuentran, la vainilla, canela y nuez.

En el centro de Salamanca encontraras diversas actividades, desde visitar la casa de cultura hasta realizar un recorrido por las cantinas tradicionales de la ciudad, sin embargo, si lo que buscas es entrar en contacto con la naturaleza, te recomendamos visitar la Hacienda Cañada de Ortega, una antigua hacienda colonial construida en el siglo XVII, en la que actualmente se realizar diversas actividades culturales y de ecoturismo.

La hacienda Cañada de Ortega, ofrece a los visitantes actividades de rappel, senderismo, camping, tirolesa, paseo a caballo, así como la mágica ruta de las luciérnagas. Entre las actividades culturales se encuentra el taller de cartonería tradicional y el servicio de cocina tradicional, donde podras conocer a Doña María Teresa Valtierra, cocinera tradicional de Guanajuato, que te consentirá con unas deliciosas enchiladas mineras acompañadas por el tradicional Fiambre, una ensalada típica de Salamanca.

Otro de los destinos obligados al visitar Salamanca es Peña Sola, un espacio ecoturístico que ofrece maravillosos paisajes naturales y desde donde se puede ver gran parte del Estado de Guanajuato, así como actividades de aventura como rappel, senderismo y paseo a caballo. Cabe señalar que una de las atracciones más famosas del lugar consiste en atravesar un gran puente colgante que une la parte de la peña con el restaurante del lugar donde podrás degustar deliciosos platillos tradicionales.

En cuanto al hospedaje, Salamanca cuenta con doce hoteles de línea por ejemplo el Hampton Inn & Suites que cuenta con todos los servicios necesarios para estancias cortas e instalaciones pensadas para el descanso, además de encontrarse cerca de las vías de acceso rápido para moverte fácilmente mientras exploras las poblaciones cercanas.

La ciudad de Salamanca tiene muchas atracciones para ofrecer a los turistas nacionales e internacionales, que nos muestra que lejos de ser una ciudad meramente industrial, también cuenta con una parte verde y viva ideal para salir de la rutina de la ciudad. Salamanca es un lugar casi mágico, simplemente por el hecho de no tener el nombramiento de Pueblo Magico, sin embargo, ya se está buscando esta distinción que seguramente ayudara a aumentar el turismo en el este lugar que no le pide nada a otras ciudades icónicas del Estado de Guanajuato. Visita Salamanca y pasa unas vacaciones increíbles al lado de familiares y amigos.

También te podría gustar...