Edgardo Arredondo: el médico que no ocupa la pluma sólo para escribir recetas

Desde pequeño Edgardo Arredondo  dejó ver su gusto por la lectura, un día mientras oía el noticiero escuchó sobre la novela de Fernando del Paso, «Noticias del Imperio», ahora comenta haberle marcado la vida y provocarle  un gusto por escribir. Tras diez años de estudio se convirtió en médico ortopedista y fue mientras ejercía la profesión que decidió cumplir sus sueños a la edad de 50 años, publicar su primer libro.

El ahora también escritor, quien no deja su profesión y continúa dando consultas, creció su afición, ha publicado exitosos libros entre novelas y cuentos. Menciona que ha tenido la oportunidad de conocer gente del gremio, entre ellos Juan Villoro, y a pesar de no haber sido aprendiz de ningún profesional de la pluma sus aptitudes al escribir le han permitido crecer profesionalmente.

En entrevista con CIONoticias, Edgardo nos habló sobre las emociones que experimentó al momento de ver publicado su primer libro “Detrás del horizonte” después de dos años de trabajo; cuenta la historia de un mexicano desempleado y un inmigrante ucraniano, en una narración que es una evocación a la amistad y el lado amable de las personas. Narra que fue como “ver nacer un hijo”, lo leyó varias veces antes de salir a la venta y unas más ya estando en el mercado. 

A lo largo de 7 años en el mundo de los textos  comenta tener la fortuna de trabajar con buenas editoriales y al cuestionarle sobre alguna dificultad a la que se haya enfrentado, destaca el hecho de que existe poca distribución , aunado a que la generación de jóvenes ahora prefieren textos cortos, “usan mucho los emoticones”, además ahondó en el hecho del uso de redes sociales que permiten contar historias en 140 caracteres.

De sus cinco libros publicados, su favorito hasta hoy, es el segundo , un bestseller: “De médico a sicario”, una historia basada en hechos reales que vivió un grupo de colegas suyos en el norte del país, donde el crímen organizado impera y deja huella incluso para el gremio de la medicina,  considera que su éxito se debe al entorno en que se desenvuelve la trama.

El médico combina ambas profesiones en el estado de Yucatán, que recientemente ha sido nombrado  uno de los estado más seguros del país; y así lo confirma él, pues asegura no tener miedo a los famosos secuestros  a doctores por parte de sicarios, comenta incluso su madre se lo ha advertido, sin embargo, está consciente de que estos hechos predominan en en lugares como Sinaloa.

De igual manera afirma  que nunca se ha visto involucrado en casos donde deba atender a pacientes criminales y a pesar de que seguramente puede ser un choque de emociones tener que salvar la vida de alguien a quien quizá ha privado de ella a otras personas, su ética profesional siempre estará por delante de eso.

Edgardo es un hombre seguro, que nutre sus textos de experiencias personales, incluso los cuentos, destaca que es ello lo que lo inspira al momento de escribir  y es así que a través de una narrativa fluida, inquieta atrapa a cualquier lector.

¿Ahora qué le apasiona más; la medicina o escribir?, sonríe y responde que ambas están en un mismo nivel , es algo que disfruta por igual ya que de su primer empleo  han surgido historias buenas.

Actualmente trabaja en un anecdotario titulado “Los diez consejos que nadie me pidió , pero…me vale a madres y vine a dárselos», con vivencias personales de la profesión; además ya está con el proyecto de la secuela De Médico a sicario” , que aún no tiene nombre definido.

Finalmente el escritor  recuerda una frase que en algún momento le dijeron , “la pluma no es sólo para escribir recetas”, y alentó a sus compañeros médicos a siempre luchar por lo que desean.

También te podría gustar...